Saltar al contenido

3

Una mujer consigue recuperar la movilidad y la sensibilidad después de sufrir una amputación casi completa de su brazo izquierdo. Se le ha implantado una prótesis capaz de recibir y enviar impulsos nerviosos de su cerebro. La intervención se realizó en 2005 y después la paciente ha necesitado un periodo relativamente largo para adaptarse.

En mi opinión, esta intervención marca un hito en las prótesis y la técnica empleada probablemente mejore con el paso del tiempo. En mi bola de cristal veo que para el 2015 probablemente sea una operación habitual en los países desarrollados.

powered by performancing firefox